viernes

¡AY! MADRILEÑA CHULAPA


De la zarzuela "La chulapona", de Federico Moreno Torroba, este conocido coro de chulapos.
La obra triunfó incluso por el libreto y aun hoy se mantiene esa valoración como resalta en la opinión de los críticos consultados para esta reseña, pues tanto Javier Suárez Pajares (Diccionario de la Zarzuela) “el acierto de Federico Romero y Guillermo Fernández-Shaw es pleno….la trama está inteligentemente hilada, todo tiene sentido en ella”, como Arnau “hay en La chulapona un bien planteado drama popular” y como Antonio Fernández Cid “un casticismo lírico, fiel representación de esa época, 1890…en que se centra la acción del libreto” vuelcan sus elogios en el libro. La música se halla muy por encima del texto, que me resulta algo incoherente y con un final forzado, poco creíble e incluso poco ético al “sacrificarse” Manuela para cuidar, más que para querer, a un hombre bueno y anticipar que en sus noches de desvelos pensará en José María.

Pero la música lo puede todo y enaltece incluso esa sórdida trama principal de la obra, pero sobre todo realza lo popular y castizo que en la zarzuela corre paralelo a lo siniestro. Y así disfrutamos con los chotis, pasacalles, guajiras, habaneras, seguidillas, incluso flamenco que, unidos a números esencialmente líricos, se van desgranando a lo largo de la partitura, sin perder su unidad.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada